Regresión” fotográfica en el Espacio Histórico

Vi­rar a se­pia una fo­to­gra­fía puede otor­garle un to­que an­ti­guo, algo sen­ci­llo de ha­cer con pro­gra­mas de re­to­que fo­to­grá­fico, in­cluso mu­chas cá­ma­ras ofre­cen di­rec­ta­mente esa fun­ción. Pero lo que Ra­miro Me­nén­dez hace es algo bien dis­tinto y re­quiere no sólo un gran do­mi­nio de las apli­ca­cio­nes de edi­ción grá­fica, sino tam­bién un buen co­no­ci­miento geo­grá­fico, y so­bre todo una gran ca­pa­ci­dad crea­tiva. Por­que lo suyo no es en­ve­je­cer una foto ac­tual sino algo que para los pro­fa­nos puede pa­rece casi má­gico: re­ju­ve­ne­cer un pai­saje fotografiado.

En el ejem­plo que mos­tra­mos al fi­nal de es­tas lí­neas ve­mos uno de los pues­tos de fuego de la po­si­ción de La Es­crita. Hoy este lu­gar es un tu­pido bos­que, pero en los tiem­pos de la gue­rra, cuando la po­si­ción era una avan­za­di­lla en pri­mera lí­nea, la loma es­taba des­pe­jada, con ape­nas al­gu­nos po­cos árbo­les que ofre­cie­ran su som­bra. Quien vi­site esta po­si­ción sólo puede ha­cerse idea del con­texto to­po­grá­fico si echa un vis­tazo a los ma­pas re­pro­du­ci­dos en los pa­ne­les in­ter­pre­ta­ti­vos, pues el bos­que no deja ver más allá de unos po­cos me­tros. Sin em­bargo Ra­miro ha he­cho un tra­bajo in­tere­san­tí­simo para mos­trar­nos como se­ría la po­si­ción en la época, re­pro­du­ciendo en la me­dida de lo po­si­ble el en­torno. Desde luego el rea­lismo es to­tal y el tra­bajo digno de fe­li­ci­ta­ción. Frente al puesto de ti­ra­dor ve­mos las lo­mas de La Manga a las que es­taba en­fren­tada La Es­crita, como si la foto se hu­biera he­cho real­mente hace 75 años. Un gran trabajo

You can leave a response, or trackback from your own site.

Leave a Reply

Powered by WordPress | Designed by: wordpress themes 2012 | Thanks to Download Premium WordPress Themes, Compare Premium WordPress Themes and wordpress 4 themes
   Beat diabetes   Diabetes diet